Cómo entrenar a su perro para que cierre una puerta

Es invierno, te has sentado en tu sillón más cómodo después de un largo y duro día, y te has envuelto en una manta con tu amigo peludo acurrucado a tus pies. Sin embargo, empieza a soplar una brisa y te das cuenta de que te has olvidado de cerrar esa molesta puerta otra vez No puedes soportar levantarte, dolorido por un largo y agotador día. Pues bien, no temas, porque con una orden de «cerrar» tu amigo de cuatro patas se levantará y cerrará suavemente la puerta por ti, antes de llegar de nuevo junto a tus cansados pies. ¿Le gustaría esta sencilla solución a un problema cotidiano y sorprender a sus invitados con un doble acto en el que usted les abre la puerta y su peludo compañero la cierra tras de sí? Entonces siga leyendo para conocer un proceso fácil, paso a paso, con aplicaciones prácticas y ese factor de arcos.

Definir las tareas

Enseñar a tu amigo peludo a cerrar puertas puede ser simplemente un truco divertido; sin embargo, también tiene muchos usos prácticos. Por ejemplo, puede que esté cargando con pesadas bolsas de la compra, que tenga niños pequeños en brazos o que tenga una discapacidad o lesión que le dificulte la tarea, en cuyo caso, hacer que su peludo amigo cierre la puerta detrás de usted sería muy útil. Aunque la mayoría de los cachorros aprenden bien el truco y, con el tiempo, se convierte en un comportamiento aprendido, hay algunas etapas que pueden complicar un poco las cosas. No se desanime si no lo aprende de inmediato: la persistencia y la diversión son la clave. Esto es sólo para perros adultos, ya que tendrán que ser lo suficientemente grandes y fuertes como para empujar la puerta con sus patas o con sus lindas narices, según la preferencia del cachorro, por supuesto.

Para empezar

Un requisito previo son las golosinas. Para mantener el interés de su perrito, necesitará una deliciosa motivación, así que coja una bolsa de sus golosinas favoritas o cocine un poco de pollo deshuesado y córtelo en trozos del tamaño de un bocado. Las notas adhesivas o materiales similares que puedan pegarse en la puerta deseada también son imprescindibles. Para empezar, lo ideal sería una habitación vacía con una puerta ligera o fácil de cerrar. Es necesario tener una actitud positiva, ya que este truco puede llevar un poco de tiempo. Intenta practicarlo a diario y no te frustres. Si te mantienes firme, seguro que será una experiencia de unión divertida para ambos. Ahora que ya tienes todo lo necesario para empezar, pasemos a nuestro primer método de cierre de puertas.

El método de la nariz de post-it

Post-it Nose method for How to Train Your Dog to Close a Door

1. Introduzca la nota post-it

En un entorno tranquilo y silencioso, saque la nota post-it o un material similar si lo prefiere. También se puede utilizar, por ejemplo, una regla.

2. Interacción con el post-it

Extienda el material deseado delante de su amigo peludo. Cuando su perro empiece a mostrarse interesado y a olfatear el objeto, haga un gran alboroto con él y déle una de esas sabrosas golosinas.

3. La repetición es la clave

Repita este paso hasta que su perro se dirija directamente al objeto deseado.

4. Pegue la nota adhesiva en la puerta

Ahora es el momento de colocar la nota adhesiva en la puerta: ¡asegúrese de que esté a la altura de su peludo amigo! Golpee el objetivo y anímelo a que vuelva a olfatear, elogiándolo aún más que antes y dándole golosinas.

5. Cerrar la puerta

La fuerza con la que tu perrito empuje variará con cada toque de nariz a puerta. Asegúrese de elogiarle aún más que antes cuando dé un buen empujón a la puerta; esto le animará a seguir empujando más fuerte y finalmente la puerta se cerrará.

6. Introduzca una orden

Cuando empuje con fuerza y cierre la puerta, introduzca la orden que desee, pero procure que sea corta y rápida para no confundir a su perro. Por ejemplo, frases como «puerta», «cerrar», «cerrar» y «puerta (inserte el nombre del perrito)» son buenas. Un tono positivo pero autoritario es siempre importante, así como ser lo más claro posible.

7. Retira la nota adhesiva

Una vez que su amigo peludo responda bien a la orden, puede retirar la nota adhesiva por completo, utilizando sólo elogios y golosinas para conseguir que cierre la puerta.

8. Prueba con otra puerta

Para asegurarte de que tu amigo peludo se da cuenta de que no es sólo esa puerta la que quieres que cierre, prueba el truco en varias puertas para ver cómo le va.

El método de la pata cerrada

Pawing It Shut method for How to Train Your Dog to Close a Door

1. Elija la puerta adecuada

Para que tu cachorro pueda cerrar la puerta con sus patas, tendrás que elegir una puerta ligera, como la de un armario.

2. Utilice la orden «dar la pata»

Acércate a la puerta y coloca en tu mano un premio de alta recompensa, como un trozo de pollo o un trozo de perrito caliente, con el puño cerrado, y luego toca la puerta con el puño. Llama a tu amigo peludo y haz que «dé la pata» o «sacuda», según la versión que le hayas enseñado, hasta que su pata toque tu puño y la puerta. Cuando lo haga, elógialo mucho y dale ese merecido premio.

3. Alejar la mano

Realice exactamente los mismos pasos que antes, pero esta vez, antes de que la pata de su perro toque su mano, aléjela para que sólo toque la puerta y no su mano. Siga repitiendo esto y elógielo cuando toque la puerta.

4. Abrir la puerta

Abra la puerta, al principio un poco y luego aumente cuando empiece a cogerle el tranquillo a cerrarla con la pata. Golpear la puerta también puede animarle a golpear la puerta una vez que haya empezado a cogerle el tranquillo.

5. Introduzca una orden

Las órdenes cortas son útiles en este caso. Sin embargo, el momento en el que se introduce la orden es importante. En el momento en que su cachorro levante la pata para cerrar la puerta, diga la orden en un tono claro, amable y autoritario. Siga haciéndolo hasta que ya no tenga que golpear la puerta, sino que simplemente tenga que dar la orden.

6. Otras puertas y a distancia

Ahora es el momento de probar con puertas más pesadas y, en lugar de estar cerca de su perro, intente dar la orden desde la distancia y vea si responde. Teniendo en cuenta que es importante alejarse poco a poco, diciendo la orden cada vez que se crea más distancia.

El método del clicker

Clicker method for How to Train Your Dog to Close a Door

1. Prepárate

Coge las golosinas y elige una puerta ligera, como la de un armario.

2. Golpea la puerta

Consigue que tu peludo preste atención a la puerta dándole un golpecito o utilizando un bastón táctil si tienes uno. Cada vez que tu perro toque la puerta y la mueva, dale un clic y una golosina.

3. Empujar la puerta para cerrarla

Una vez que se haya acostumbrado a empujar la puerta, espere a que la cierre del todo. Cuando lo haga, déle muchas golosinas y un gran clic para demostrarle lo bien que lo ha hecho

4. Sigue repitiendo

Una vez que siga empujando la puerta para cerrarla y haya conseguido cerrarla cada vez, demuéstrele de nuevo lo bueno que ha sido haciendo clic y dándole golosinas en abundancia.

5. Introduzca la orden

Ahora que cierra la puerta cada vez que usted le da un golpecito o utiliza el bastón táctil, utilice una orden de su elección. Que sea simple, «cerrar» y «cerrar» son buenas opciones.

6. Deja de tocar y empieza a dar órdenes

Ahora que asocia tu voz con la orden, puedes dejar de dar golpecitos. Sólo tienes que decir la orden y tu amigo peludo deberá cerrar la puerta. Sigue repitiendo sólo con la orden de voz hasta que cierre la puerta cada vez.


Deja un comentario